LLAMAR AHORA
WHATSAPP

Lunes a Viernes

Passeig del Canal, 31, baixos, 08970 Sant Joan Despí, Barcelona

Top

La Mirada

(Os invito a leer lo que sigue con una mirada abierta. Soy consciente que se pueden matizar y profundizar más en los ejemplos, sólo son ejemplos, únicamente pretendo hacernos conscientes)

Llevo tiempo pensando en la importancia de la mirada. En cada una de nuestras relaciones, sean personales o laborales, más íntimas o superficiales, siempre influye la mirada.

La mirada es cómo vemos a esa persona, no sólo externamente sino también internamente, qué le ponemos, cómo la etiquetamos, cómo la interpretamos…

Esta mirada que recibimos de los demás nos puede marcar mucho a lo largo de nuestra vida, tanto en negativo como en positivo..

Un ejemplo fácil de identificar es como miramos a los niños que nacen a final de año. En el imaginario colectivo nos vienen frases tipo: será el pequeño de la clase, irá por detrás de sus compañeros, etc, etc. Sin darnos cuenta reafirmamos esos comportamientos porque, entre otras cosas, nuestra mirada así lo va reforzando. (Efecto mes de nacimiento, descubierto por los sociólogos canadienses  Barnsley, Thomson y Legault)

Hace años la mirada que se tenía sobre las personas discapacitadas intelectualmente era muy poco estimuladora, se focalizaba más en las carencias que no en los potenciales. Con el tiempo fue cambiando y actualmente se tiene claro que pueden entrar en el mundo laboral realizando trabajos acordes a sus posibilidades.

¡En el día a día es tan importante la mirada que tenemos hacia las personas más cercanas a nosotros! ¿Qué mirada tenemos respecto a cada miembro de nuestra familia?, ¿respecto cada hijo?, ¿respecto a nuestros padres, hermanos, amigos, compañeros?. Cuando ya somos adultos podemos tener o no recursos para afrontar según qué miradas negativas, ¿pero cuando nos referimos a bebes, niños, adolescentes? ¿Cómo les puede afectar la mirada del padre/madre que piensa que su hijo será un inútil, la mirada del profesor/a que le dice al alumno que no va a tirar adelante, la mirada de la propia persona que se ve que no es capaz?

Y ¿cómo puede vivir ese hijo/a, madre, padre, pareja, tía, tío, abuela, abuelo, amiga, amigo, compañera, compañero, que ha vivido la experiencia de sentir miradas en positivo?, ¿a qué entonces las cosas se ven y se sienten de otra manera? Quizás puede ser un buen momento para tomar consciencia de nuestra mirada y de cómo queremos que sea.

¡Suscríbete a nuestro Blog!

Share

No Comments

Post a Comment