LLAMAR AHORA
WHATSAPP

Lunes a Viernes

Passeig del Canal, 31, baixos, 08970 Sant Joan Despí, Barcelona

Top

El abordaje del abuso sexual infantil, la importancia de romper el silencio

En la actualidad, en cuanto a los datos sobre abusos sexuales infantiles en España, según la Fundación Vicki Bernadet (2018), 1 de cada 5 niños sufre abusos sexuales antes de los 17 años, y de éstos/as, sólo el 10% será capaz de explicarlo cuando está pasando (1 de cada 10). En el 85-90% de los casos, la persona que abusa es del ámbito familiar o del entorno de confianza.
Son cifras que no dejan indiferente, ¿verdad? Detrás de estas cifras hay personas que sufren mucho, y mayormente lo hacen en silencio. Un silencio impuesto. Impuesto por el agresor, por la persona que las agredió sexualmente cuando eran menores, e impuesto socialmente.

El abuso por parte de un familiar o alguien del entorno cercano

El hecho de que el abuso sea cometido, en la mayoría de ocasiones, por alguien de la familia, o del entorno de confianza del/la menor, influye directamente en el mantenimiento del silencio. Romperlo puede tener implicaciones devastadoras para un/a niño/a: puede sentir que, al hablar del abuso, está rompiendo la familia, y el peso de esa sensación puede ser igualmente insostenible. Además, pueden darse sentimientos encontrados: existe amor hacia esa persona (que recordemos, es alguien cercano, conocido, puede que con vínculo familiar estrecho), y este sentimiento empaña las emociones demoledoras que entraña el mismo abuso, lo que, en muchas ocasiones, lleva al/la niño/a a estados de confusión.

Por otro lado, en el mantenimiento del silencio, cabe hacer especial mención al poder del abusador. El adulto, cuenta con estrategias de manipulación y coacción, que facilitan el acercamiento al/la menor, y sostienen el silencio desde la obligación del secreto.


¿Y en cuanto al silencio impuesto socialmente? El abuso sexual infantil, sigue siendo a día de hoy, un tema tabú. Está muy poco visibilizado a pesar de que las estadísticas son impactantes, y se habla muy poco del mismo, en contextos sociales como escuelas, clubs deportivos, universidades, … La víctima de abuso sexual infantil, suele sentir vergüenza y culpa, y estos sentimientos no ayudan a vencer la lacra social que el abuso implica, pudiendo poner distancia al estigma, y permitiéndose hablar de lo ocurrido con garantías de un soporte adecuado.

¿Qué hacer cuando se rompe el silencio?

Ante la revelación de un abuso, cuando la persona vence sus miedos y se atreve a romper el silencio, debemos tener en cuenta que el adecuado apoyo social, será un factor determinante en su proceso de recuperación. Aquellas personas que, ante la revelación del abuso, son escuchadas, creídas, no juzgadas, … en muchas ocasiones, puede que no necesiten soporte psicológico especializado, o que éste, sea más breve en el tiempo.

Romper el silencio supone el primer paso hacia la sanación, y para aquellas personas que sí necesitan ayuda, recibir soporte psicológico especializado en abuso sexual infantil, es un factor clave en su proceso de recuperación.

Patricia Bosch
Psicóloga General Sanitaria.

¡Suscríbete a nuestro Blog!

Share

No Comments

Post a Comment